Entrevista a Francis Roig, entrenador de Rafael Nadal

Entrevista a Francis Roig: “A cinco sets, Nadal tiene que ser favorito contra Federer”

Francis Roig, uno de los entrenadores de Rafael Nadal, ha llegado hoy a Mallorca para preparar la temporada 2020 del tenista balear junto a Carlos Moyá. El 30 de diciembre aterrizarán en Australia para jugar la Copa ATP antes de afrontar el primer Grand Slam del año.

Después de jugar tantos partidos a final de temporada, ¿por qué decide Rafa competir a principios de enero antes del Open de Australia?

Siempre va bien jugar partidos y el formato ‘round robin’ te asegura jugar. A Rafa le gustan las competiciones por equipos. Puede ser algo bonito como la Copa Davis y va a jugar contra los mejores de cada país. Luego tiene una semana para preparar el Open de Australia.

Para esta nueva Copa ATP, ¿tienen una mentalidad más parecida a la de la Copa Davis o a la de la Copa Hopman?

Vamos allí preparados para intentar ganar la competición como siempre que vas con un número uno. El equipo español es muy completo. No hay margen de error, pero vamos preparados y creo que somos uno de los favoritos.

¿Estará Nadal disponible para jugar partidos de dobles o piensan también en no que no tenga mucha carga de partidos antes del Open de Australia?

La intención es que juegue los dobles. Evidentemente, hay que ver cómo ha ido el individual, el desgaste que lleva de partidos y analizar el momento. Rafa es una parte importante del dobles, y si queremos ganar seguro que necesitaremos que juegue.

¿Cómo está físicamente Nadal en este momento?

Bien. La semana pasada hizo más entrenamiento físico y ahora hemos venido (a Mallorca) con Charly Moyá buscando objetivos nuevos. Reforzando lo que ha hecho mejor y entrenando mucho el resto. Creo que en el resto hay margen de mejora y en eso estamos, añadiendo nuevos detalles a la muy buena base que tiene.

«Hay momentos del año en los que va a surgir algún problema físico, pero los resultados han sido muy buenos»

¿Siente que las últimas lesiones graves han afectado psicológicamente a Nadal más que antes por el efecto cumulativo?

La última lesión que más le afectó psicológicamente fue la de Indian Wells. Se sentía bien, estaba en semifinales y no pudo jugar el partido contra Federer. Allí sí que tuvo un momento un poco complicado. Lo de Paris-Bercy no le afectó tanto, aunque luego llegó un poco justo al torneo de maestros. Hay momentos del año en los que va a surgir algún problema físico, pero al final, viendo el año en global, los resultados han sido muy buenos. Mientras él pueda seguir optando a los Grand Slam… hemos tenido suerte este año y seguro que la planificación ha ayudado para llegar bien a los Grand Slam.

Por primera vez en su carrera, Rafael Nadal ha alcanzado siete semifinales de Grand Slam consecutivas. ¿Qué mejoras técnicas han influido para alcanzar esta regularidad?

La diferencia ha estado en ser mejor jugador en hierba y pista rápida. El cambio más grande es que tengo la sensación de que gana los partidos en pista rápida con más superioridad que antes, cuando le costaba más marcar diferencias. Las victorias han sido más contundentes y esto se ha reflejado en los Grand Slam en pista rápida. Ha llegado a las rondas finales con menos desgaste. Es mejor jugador, sufre menos con el saque, puede acortar los puntos y mueve más al rival. Antes jugaba más por constancia y los puntos eran más largos. Ahora entra mejor en la pista y se coordina mejor con el revés que con la derecha.

¿Qué ha cambiado en el juego de Rafael desde que no lo entrena Toni?

Rafa tiene 33 años. Cuando Toni estaba, Rafa podía jugar de una manera. A día de hoy, a lo mejor no podría jugar con esa exigencia física. Esto no significa que en caso de estar Toni no jugara como ahora.

Entonces, ¿ha habido una adaptación a la edad de Rafael más que un cambio sin Toni?

Sí, una adaptación a la edad. Él sabía desde hace muchos años que había que cambiar cosas, pero los cambios se hacen con mucho tiempo. Además, cuando tienes éxito y eres el número uno del mundo, es difícil cambiar la forma de jugar. Eso lo ves con el tiempo y la exigencia física te lo hace sentir. Jugamos la final de Roland Garros contra Thiem, y hace siete u ocho años, la forma de plantear el partido hubiera sido diferente.

«El récord de Federer no es un tema de conversación»

Además del resto, ¿en qué aspecto técnico quieren incidir durante la pretemporada?

También está el tema de la volea, que Rafa ha mejorado mucho pero tenemos que mejorar más. Hay ciertos momentos con la volea en los que creo que este año no ha estado bien… cuando no ha estado en movimiento y las voleas son más difíciles.

Desde que Nadal ganó el último US Open, surgió un debate mediático sobre la posibilidad de que iguale o supere el récord de Grand Slam de Roger Federer. ¿Lo comentan en privado frecuentemente o prefieren aparcarlo?

Para nada, no lo hablamos. Ni mucho menos es un tema de conversación. Lo que pasa es que hay momentos… como cuando gana un título y dices “estamos más cerca”, pero cuando estás aquí vives mucho el presente. Primero, no sabemos hasta cuándo podremos jugar y es obvio que cada vez quedan menos Grand Slam por jugar. Cada Grand Slam es una historia y da para mucho. Rafa mira mucho lo que viene por delante y muy poco el futuro presente. Ahora está centrado en llegar bien a Australia y Roland Garros no ‘existe’.

«Contra Federer hubo un punto de inflexión en la final del Open de Australia 2017»

En los últimos partidos contra Federer, el suizo ha dado un paso adelante y ha ganado todos los duelos salvo la semifinal de Roland Garros. ¿Ha mejorado Roger algún aspecto concreto? ¿Cómo puede revertir Nadal esta dinámica?

Es obvio que Federer ha jugado un tenis más directo y agresivo. Ha marcado la diferencia con el resto. Antes fallaba más, te daba más puntos gratis. Ahora falla menos, te aprieta más. Antes teníamos el aspecto mental a nuestro favor. Creo que hubo un punto de inflexión en la final del Open de Australia 2017. Rafa ganaba 3-1 en el quinto set y ahí cambió, pero estamos en ello. Es verdad que él nos tomó la medida en los últimos partidos, los números lo demuestran. Pero creo que estamos en un momento para volver a tenerlo de cara. Personalmente, creo que ahora mismo, si yo tuviera que decir un favorito a cinco sets, da igual en qué superficie, Nadal tiene que ser favorito contra Federer. Es de lo que él se tiene que dar cuenta. Puede perder perfectamente, pero debemos tener el pensamiento de que a día de hoy somos favoritos. Si crees que te toca ganar, tienes más posibilidades de hacerlo.

¿Y qué debe cambiar Nadal para revertir la situación contra Federer, quizá la posición en la pista para restar?

Sí, totalmente. En la semifinal de Wimbledon lo vimos claramente. Rafa jugó de una manera hasta entonces y contra Roger, para mí, no jugó con la mentalidad ganadora que se necesita para ganar el partido y se lo dije. Antes del partido le comenté: “Si dejas que Roger pegue muchos reveses dentro de la pista, esto significará que tú estás retrasado. Si Roger crea con su juego, las posibilidades de ganar van a ser menos». Rafa tiene que ser valiente. Si juegas contra Federer en Wimbledon, no puedes especular. Tienes que mostrarte agresivo y fallamos un poquito, pero hay que aprender de esa derrota y nuestro papel es hacerle ver que en aquel partido faltó un poquito de valentía.

«Creo que si Nadal y Djokovic no hubieran existido, Federer se hubiera retirado hace unos años»

El hecho de que Federer juegue a un nivel alto con 38 años, ¿hace que Nadal piense que él también puede ser competitivo a esa edad?

Cada jugador es diferente, pero es obvio que entre los tres (incluyendo a Djokovic) se han ayudado en este aspecto. Personalmente, creo que si Nadal y Djokovic no hubieran existido, Federer se hubiera retirado hace unos años. Al final, uno tira del otro, lo que no significa que Nadal se vea jugando con 38 años.

¿Le parece excesivo que Nadal juegue hasta los 38 años?

Evidentemente, a día de hoy veo complicado que Rafa esté jugando con 38 años. Pero una vez le pregunté a Rafa, cuando él tenía 22 años, hasta qué edad pensaba que podía jugar y él me dijo ’27 ó 28”. Al final, mientras se vea capacitado para ganar Grand Slam, creo que seguirá.

¿Jugará Nadal el torneo de dobles masculinos en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020?

Sí. Son medallas olímpicas y la idea es esta. No se ha hablado mucho, queda muy lejos.

En este caso, ¿prepararía el dobles en torneos de la ATP?

Seguramente. Va a depender del momento, del tema físico. Hay que valorar lo que ganas por un lado y lo que pierdes por otro.

¿Han hablado sobre quién podría ser su pareja en Tokio?

Hay varios jugadores en el circuito, los de la Copa Davis… pero no se ha hablado de un nombre en concreto. Hay que ir pensándolo pero con calma. No es una prioridad decidirlo ahora.

¿Y el dobles mixto?

No lo hemos hablado.

«Shapovalov es el jugador joven con más potencial»

Por último, ¿qué tenista joven llegará más lejos y por qué?

Es difícil valorarlo, porque la exigencia mental viene de dentro y solo puedes conocer al jugador cuando estás dentro. Este año han marcado la diferencia Medvedev y Tsitsipas. Creo que quien más ha evolucionado a nivel de juego ha sido Tsitsipas. Antes jugábamos tranquilos contra él, jugaba muy bien pero no apretaba. Este año ya me sorprendió en Australia por su forma de jugar, se anticipa mucho más. La decepción de los jóvenes fue sobre hierba.

El tenis de Zverev no ha evolucionado mucho en los dos últimos años, Thiem falla menos que antes… y la perla que viene por detrás de estos es Shapovalov, que para mí es el jugador con más potencial de todos. Rafa lo definió muy bien. Tiene cosas que no se entrenan, que son innatas, pero lo digo viéndolo desde fuera. No lo conozco y no sé cuáles son sus ambiciones.